Skip to main content
Foto Marcela Guerrero
29 Feb, 2024

Marcela Guerrero: Este es el siglo de las mujeres

Raquel Chaves

Una líder innata, Marcela Guerrero ha destacado en política con roles importantes como Presidenta Ejecutiva del Instituto Nacional de las Mujeres (INAMU) y Ministra de la Condición de la Mujer, donde impulsó la autonomía económica, la paridad política y la erradicación de la discriminación y violencia contra las mujeres.

Además, ocupó la Presidencia Ejecutiva del Instituto de Fomento y Asesoría Municipal (IFAM), liderando estrategias de sostenibilidad para gobiernos locales. Como Diputada de la República, promovió leyes significativas como la de Incentivos al Transporte Eléctrico, Movilidad Sostenible, entre otros. También fue Vicepresidenta de la Asamblea Legislativa y es reconocida internacionalmente por su liderazgo en materia de género. Hoy lidera la Dimensión Social de la Alianza Empresarial para el Desarrollo (AED).

Autodefinida como una mujer desafiante, disruptiva e innovadora

Muchos retos se interponen cuando de género femenino se trata. Para Marcela, la resiliencia se asocia con la definición de mujer, aquel arquetipo desafiante, disruptivo e innovador que enfrenta el contexto actual frente a una necesidad de vivir más plenamente en libertad.

“Los límites que te ponen muchas veces las circunstancias sociales, familiares, culturales, hace que las mujeres tengamos que cuestionarnos a nosotras mismas”.

Sin embargo, Marcela es una mujer de múltiples facetas, pasiones y compromisos que no ha abandonado gracias a su característico espíritu inquieto y decidido. Desde la meditación diaria, hasta su ferviente pasión por la política y el activismo, esta bailarina de flamenco aborda cada aspecto de su vida con intensidad y entrega.

Su camino al éxito

El éxito en su vida personal se define por una profunda sensación de paz y plenitud, manifestada en la capacidad de despertar cada mañana con alegría y tranquilidad, sin necesidad de una razón aparente. Este sentimiento de estar en su lugar y expresarse plenamente es lo que realmente la hace sentir exitosa.

En el ámbito profesional, el éxito lo traduce en impactar, transformar y ver resultados tangibles de su trabajo. Sin embargo, para esta líder el éxito profesional va más allá de lo individual y se encuentra en la colaboración y los logros compartidos con otros.

Pero como en todo camino a la realización, existen desafíos:

“Yo creo que mi mayor desafío es tener el discernimiento de saber cuándo empujar un poco más para alcanzar profesionalmente algo que me he propuesto y también tener la sabiduría a veces de soltar (...) y no ser perseverante” dice Marcela.

Por ejemplo, durante su experiencia política, en el 2015 Guerrero aspiró a la presidencia de la Asamblea Legislativa donde según indica, escuchó a personas de su propia fracción preguntarse ¿Cómo se atrevía ella a poner su nombre?

“Lo más duro es cuando tu propia tribu te refleja de que estás siendo irreverente, o sea, te refleja el espejo de la incapacidad” expresó Marcela. Y aunque agradece la lección, asegura que en la política se vive mucho la descalificación más allá de las capacidades, por el hecho de ser mujer.

Si bien ha tenido que enfrentar sesgos injustos, su camino por la política también sirvió para impactar positivamente a otras mujeres. Su cargo frente al Ministerio de la Condición de la Mujer y el Instituto Nacional de las Mujeres, le permitieron enfrentar temas de violencias, avanzar en legislaciones para ampliar la figura del femicidio, buscar el fortalecimiento de la autonomía económica de las mujeres.

Este es el siglo de las mujeres

De camino al 8M, Marcela encuentra en marzo la importancia de conmemorar las diferentes voces de las mujeres y para ella hay un mensaje que debe resonar y ser grabado en la sociedad:

“Yo tendría que decir que el gran mensaje que hay que posicionar es que este es el siglo de las mujeres” comentó la líder.

Según Marcela, en un mundo con bases patriarcales que descalifican el valor de la mujer, la sororidad es una forma de ética, una forma de sentir y una forma de estar horizontales frente a estructuras de poder desigual.

Avanzar a un mundo más igualitario y justo, nace de cambios que se hacen en la institucionalidad, en el sector privado y en los senos de las familias, indica Marcela.

Ella menciona que el Instituto Nacional de Estadística y Censos, el año pasado (2023) sacó una encuesta y demostró que las mujeres están invirtiendo más del doble de tiempo que los hombres en temas domésticos, lo cual etiqueta como una barrera para el acceso de las mujeres al mercado laboral.

“Yo creo que un rol importante es que las mujeres estemos conscientes de que esa no es una tarea natural asignada, es un tema asignado (...) a nuestra condición de ser mujeres y siento que esto tiene que ser compartido y tiene que ser modificado desde el punto de vista de las estructuras de poder” indicó Guerrero.

Costa Rica y la igualdad de género

Marcela identifica una serie de desafíos pendientes en Costa Rica en cuanto a la igualdad de género. Destaca la urgencia de abordar las diversas formas de violencia contra las mujeres, desde la intrafamiliar hasta la política, así como las disparidades salariales y de representación en puestos de decisión. Menciona la importancia de implementar y complementar leyes como la Ley 10235, que combate la violencia política y promueve la igualdad de condiciones en el sector público.

También enfatiza la necesidad de avanzar en el acceso a la justicia, los cuidados, la autonomía económica, la brecha digital y el acceso a la tierra para las mujeres, reconociendo las interseccionalidades de género, etnia, edad y orientación sexual.

Además, acentúa la relevancia de incluir a las mujeres en la transición hacia la energía sostenible y en la gestión del cambio climático. Estos desafíos requieren alianzas y acciones concretas para reducir el tiempo estimado de 131 años para lograr la paridad de género, según el Foro Económico Mundial.

El País de las Mujeres

Describir un mundo igualitario e inclusivo puede ser complicado, sin embargo, Marcela cree que el libro de Gioconda Belli “El país de las mujeres”, es la respuesta adecuada.

“Es un libro muy interesante porque uno reflexiona que ciertamente no quiere que todo se convierta a imagen y semejanza de las mujeres, sino la gran conclusión con la que yo me quedo es que una sociedad donde haya igualdad y no haya discriminación, te varía la forma en que se manifiesta el éxito y la plenitud de ser humano” expresa Marcela.

Para esta líder innata, una sociedad plena se vivirá cuando se eliminen las etiquetas y se experimente la libertad, derechos y la igualdad.

Marcela tiene un consejo...

“Muchas veces estando joven, uno siente que tiene el mundo por delante y a veces hay que saber escoger las batallas para no desgastarse y no dejar pasar las oportunidades. Yo creo que es muy importante no renunciar a la disciplina, pero también no renunciar a la intuición y a lo que el corazón le dice” – Marcela Guerrero.

Más Noticias

AED IRCA

Cadena de Valor Sostenible, Comunidades y Ciudades Resilientes, Derechos Humanos, Empleo de Calidad e Inclusivo, Institucional

AED e IRCA CASABIERTA trabajarán en conjunto por la población LGBTIQ+ migrante y solicitante de refugio
La Alianza Empresarial para el Desarrollo (AED) y el Instituto sobre Migración y Refugio LGBTIQ para Centroamérica (IRCA CASABIERTA) iniciaron una alianza para fomentar la integración socioeconómic
Arbol

Acción Ambiental, Biodiversidad y Negocios, Cadena de Valor Sostenible

AED promueve la descarbonización y adaptación del sector privado
La Alianza Empresarial para el Desarrollo (AED) trabaja en pro de la descarbonización y adaptación del sector privado gracias al proyecto NDC Action.